15 Juegos y actividades de interior sin materiales

Somos muchos los padres y madres que nos vemos aislados en casa con nuestros hijos tras el avance del #coronavirus.

El caso es que las redes sociales están plagadas de propuestas de manualidades para hacer con los más pequeños de la casa pero ¿que pasa si no tenemos materiales suficientes para nuestras creaciones?

Aquí os propongo una serie de juegos y actividades para que los días de confinamiento sean más divertidos y lo mejor de todo es que no necesitáis ningún material extra para poder llevarlas a cabo. Es más, me atrevería a decir que deberíamos hacer estas propuestas con nuestros hij@s.

1- Ver álbumes de fotos. Les entretiene muchísimo.

2- Bailar y cantar. Podemos hacer una fiesta.

3- Hacer un circuito de psicomotricidad. Podemos utilizar sillas y otros utensilios que tenemos por casa. Saltar, agacharse, reptar…

4- Jugar al teléfono escacharrado. Esto nunca falla. Diversión asegurada.

5- Hacer juegos y siluetas de sombras. Entre lo que alucinan y el tiempo en aprender a hacerlas se nos pasa el día.

6- Hacer yoga y gimnasia. Relajación, estiramientos, volteretas…

7- Crear una cueva con mantas. Y si apagamos la luz y jugamos con una linterna ya sería lo más. Me atrevo a decir que durará más de 15 días!

8- Crear una banda de música. Cajas, botes, bolis…todo vale.

9- Jugar a las películas. Todo un clásico.

10- Guerra de pulgares. Quién será el vencedor!?

11- El escondite inglés. Aunque no tengamos mucho sitio para la carrera, el quedarse como estatuas siempre es divertido.

12- El brillé o similar. Eliminado a los jugadores que demos con un balón. Podemos adaptarlo y hacer nuestra propia versión.

13- Pictionary casero. Jugar a adivinar dibujos. Quien no tiene papel y boli en casa??

14- Juego del pañuelo o versión similar. Escondemos el objecto e iremos dando pistas con el tradicional “frio o caliente”.

15- Cesto de tesoros. Adivina que objeto es. En una cesta/bolsa/saco pondremos diferentes objetos que con los ojos vendados cogeremos y tendremos que adivinar que es.

Y la lista se me queda corta… A medida que voy escribiendo me vienen más ideas a las cabeza. Podemos añadirlas a los comentarios. Se me ocurren dos más que voy a mencionar por si algunas de las anteriores nos flaquea: la pita ciega y, una que no puede faltar, guerra de almohadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *